No al escudo antimisiles. Por Jordi Calvo.

Menuda sorpresa de última hora nos ha regalado el todavía presidente Zapatero. En menos de ocho años ha pasado de sacarnos de Irak a meternos en el controvertido escudo antimisiles de EEUU. De abanderado de las vías pacíficas, a belicista e impulsor de la carrera armamentística. Recordemos que la entrada en la OTAN no siguió el proceso democrático como es debido, primero se nos dijo que “de entrada no” (era mentira), después hubo limitaciones a la participación española (otra mentira), ahora nos imponen la participación de España en el escudo antimisiles estadounidense sin ni siquiera crear debate político y sin pasar por el Parlamento, mostrando un talante muy poco democrático.

La OTAN nos obliga a gastar más dinero en armas, a tener unas fuerzas armadas sobredimensionadas y a participar en terribles guerras, donde mueren nuestros soldados y miles de inocentes. Ahora nos imponen la participación en el escudo antimisiles, que no es un escudo al uso, sino más misiles.

Formar parte de la OTAN es formar parte del grupo de malotes de clase, que dan miedo y te protegen, pero que no generan precisamente simpatías, sobre todo con otros grupos de malotes. España ha optado por ser de los malos, veremos qué consecuencias nos reporta.

Jordi Calvo

El autor realizó la siguiente intervención en la Junta de Accionistas del Santander.

Share
This entry was posted in Documentación. Bookmark the permalink.